Caso Tomás Bravo: La vez en que el tío abuelo negó ser autor del crimen

Al ser encontrado sin vida el pequeño Tomás Bravo, su tío abuelo José Escobar, negó en reiteradas ocasiones haber participado en su desaparición.

Tomás Bravo Tomás Bravo

Esta tarde se dio a conocer la noticia de que el cuerpo hallado en un predio en la comuna de Lebu, pertenece a Tomás Bravo, niño de 3 años que se encontraba desaparecido por casi 9 días.

Inmediatamente Jorge Escobar, tío abuelo del menor y última persona que lo vio con vida, fue detenido por la Policía de Investigaciones (PDI) donde está a la espera de ser formalizado por homicidio simple.

La rabia y la indignación se hizo sentir por parte de los vecinos del sector, ya que diversos incidentes se han registrado en las afueras del cuartel policial donde se encuentra el detenido que según Chilevisión, estaría confeso del crimen.

La declaración

El miércoles 17 de febrero pasadas las 19:00 horas fue el momento en que Tomás no dejó rastro, justo en el momento cuando el tío abuelo habría ido a buscar unos animales en un campo cercano.

«Salí con él a buscar los terneros y las vacas y en eso recorrimos el campo entre los dos, yo con él, de la manito. Y después me tocó echar las vacas para acá y lo dejé a él parado en una parte, y en esa parte yo me metí para abajo y después cuando volví no lo encontré», declaró a Meganoticias al día siguiente.

Contó además que pasaron «más o menos unos cinco minutos, y cuando volví ya no lo encontré (…) lo busqué, lo grité altiro, lo llamé y no me contestó».

Sobre las acusaciones en su contra, Escobar se defendió diciendo «cómo le voy a hacer una cosa así a mi huachito, de hace más de tres años, cuando nació, que estaba con nosotros. Lamentable lo que pasó».

El apoyo de la madre

Durante todo el proceso, la madre del menor Estefanía Gutiérrez siempre demostró en varios programas de televisión, apoyar la versión entregada por el tío abuelo.

“Yo conozco a mi tío, yo sé cuándo anda raro, pero cuando él dice la verdad, yo me doy cuenta”, dijo hace unos días en el matinal ‘Bienvenidos’ de Canal 13.

Por el contrario, Moisés Bravo, padre de Tomás, siempre fue escéptico a la versión de Escobar, denunciando que José no avisó a tiempo la pérdida del menor, acusando que se había ido a Arauco donde un tarotista.

“Dice que entre 5 ó 7 minutos lo buscó, le gritó y ya no estaba… En vez de avisar fue a Arauco a verse el tarot. Después de eso avisó”, dijo hace una semana a Meganoticias.