Revelan supuestos comportamientos de Loreto Aravena: «Armó un escándalo»

En medio de la polémica de Loreto Aravena, ahora Hugo Valencia dio a conocer detalles de cómo sería la actriz en su día a día.

Loreto Aravena
Instagram

Estos últimos días Loreto Aravena se ha visto en el centro de la polémica, esto luego de que se diera a conocer la declaración que dio en el juicio en contra de Nicolás López; y en la cual lanza una particular opinión con relación a Josefina Montané.

«Siempre me pareció una chica que estaba por ser más bonita que talentosa. Le costaba mucho la actuación» y «Siempre me dio la impresión de que se llevaba bien con Nicolás. Nunca me habló de él como que la había joteado» es parte de lo que señaló en esa oportunidad.

Es por lo mismo que en el programa Que te lo digo de Sergio Rojas y Hugo Valencia analizaron la situación de la actriz. Es más, Valencia no se quedó ahí, sino que aprovechó de contar algunas actitudes que habría tenido Loreto Aravena en el pasado.

Hugo Valencia sobre Loreto Aravena

De acuerdo a lo consignado por La Cuarta, el periodista señaló que «En el año 2012, antes que se estrenara Soltera Otra Vez, me mandaron a hacer el backstage de la promo, del comercial, y esto se hizo después que se terminó de grabar la teleserie, pero aún no salía al aire».

«Voy junto al equipo del matinal y era en un departamento en el Parque Forestal, me citan a las doce del mediodía y tenía que entrevistar a las actrices y grabar un par de escenas (…) abajo estaba montado un camarín donde se preparaban las actrices donde estaban Paz Bascuñán, Lorena Bosch y Aranzazú Yankovic» agregó.

Pero según el periodista, todo se habría retrasado por culpa de Loreto Aravena. «Fui allá a hablar con las peluqueras y me cuentan que la Loreto le había dado un ataque de divismo porque los rulos de su personaje no eran iguales a los que grabó la teleserie, se los tuvieron que hacer como tres veces».

Es más, la actriz habría amenazado con no grabar el spot. «Armó un escándalo diciendo que no iba a grabar el comercial porque los rulos no eran iguales y la exigencia no fue en los mejores términos para las chiquillas de peluquería».